¿Desea eliminar todas sus búsquedas recientes?

Todas las búsquedas recientes se han eliminado

Ver en pantalla completa

Bonellia viridis: Sexo a la carta

RAUL ESPERT
hace 9 años|1.8K views
Bonellia es un gusano equiúrido frecuente en el mar Mediterráneo con una sexualidad un tanto peculiar. Al nacer, las larvas son sexualmente indiferenciadas, o lo que es lo mismo, aún no "han decidido" si de mayores quieren ser machos o hembras. Si se fijan en cualquier sitio que no sea una hembra, comienzan a crecer y se transforman en hembras, como la de la imagen. Ahora bien, si la larva se topa con una hembra se transforma en macho. Los machos no crecen (miden unos dos mm), no desarrollan tubo digestivo y viven sobre o dentro de la hembra (en su esófago o en su sistema excretor), parasitándola. Toda la vida de los machos consiste en alimentarse de y fecundar a la enorme hembra. Si nos da por no respetar la intimidad de tan hermosos animalitos y separamos larvas que lleven pocos días adheridas a las hembras obtendremos individuos intersexuados, es decir, con características intermedias entre las de macho y hembra, aunque estériles.