Insectos zombis: Avispas esmeralda

¡Prueba el nuevo reproductor!
RAUL ESPERT
2,8K
3 036 vistas
  • Información
  • Exportar
  • Añadir a
La avispa esmeralda actúa como un cirujano, usa su aguijón para inyectar en su víctima, la cucaracha, una dosis de veneno que anestesia y paraliza a la cucaracha. Ahora ya puede maniobrar a sus anchas y clavar de nuevo su arma en el cerebro de la víctima ya indefensa.
El siguiente paso es hacer que la propia cucaracha cuide de los huevos del parásito. Para ello arrastra a la cucaracha a su madriguera; allí el insecto pone una larva dentro de su presa y, cuando esta crece, la devora, la chupa la sangre y se nutre de ella para conseguir energía. Saben que las larvas les están comiendo, pero la toxina que le ha inyectado es más fuerte y no tiene voluntad de escapar.

0 comentarios