¿Desea eliminar todas sus búsquedas recientes?

Todas las búsquedas recientes se han eliminado

Me gusta
Ver luego
Compartir
Añadir a

Perros: Lenguaje corporal y asimetria cerebral

hace 10 años4.3K views

Los perros tienen un lenguaje corporal que es de fundamental importancia para la comunicación con sus congéneres e incluso con el hombre. Las partes de su cuerpo más importantes para su comunicación son precisamente las orejas y el rabo. Con la combinación de señales que puede emitir con estos apéndices puede indicar miedo, agresión, dominancia y su estado de ánimo en general. Todo esto en una escala de intensidad muy variable. Para que sus mensajes sean interpretados correctamente necesita poder expresarse lo mejor posible.

Orejas y rabo erguidos pueden significar una señal de dominancia hacia otro perro. Orejas erguidas y rabo no muy levantado pueden indicar también interés en otro perro. La muestra de interés de un perro al que le falta el rabo puede, por error, ser interpretada por otro perro como una señal de dominancia, provocando una pelea. El pobre perro sin rabo se ve atacado sin razón, lo cual puede causar que pierda la confianza que tenía en los demás, empezando a pelearse para defenderse cada vez con más frecuencia. Puede ocurrir que si le atacó un Pastor Alemán, se quiera pelear con cada perro de esta raza que vea. Igualmente, las orejas erguidas en sí ya pueden ser una señal de dominancia. Un perro con las orejas cortadas las suele llevar siempre hacia arriba, mandando así un mensaje sin él querer. Visto desde lejos puede parecer que es muy “gallito”, provocando reacciones agresivas que no se merece. Resumiendo, al cortarle sus orejas y / o rabo le dificultas enormemente su comunicación.

Denunciar este vídeo

Seleccionar un tema

Incrustar el vídeo

Perros: Lenguaje corporal y asimetria cerebral
Reproducción automática
<iframe frameborder="0" width="480" height="270" src="//www.dailymotion.com/embed/video/x7pd9f" allowfullscreen allow="autoplay"></iframe>
Añada el vídeo a su sitio con el código embebido anterior