PRUEBA DEL @tuSEAT Ibiza Cupra 2013 El más deportivo en #La7Motor

325 vistas
  • Información
  • Exportar
  • Añadir a
El Ibiza más deportivo ofrece agilidad y eficacia

La versión más deportiva del modelo Ibiza se denomina Cupra, una denominación que procede de la abreviatura de “Cup Racing”, carreras de copa en inglés. Es un recordatorio de que Seat ha logrado en tres ocasiones el campeonato o copa del mundo de Rallies en la categoría de 2 Litros.

La marca española, que pertenece al grupo alemán Volkswagen, presentaba en febrero de 2013 la cuarta generación del Ibiza Cupra y la ha dotado de unas prestaciones que mejoran las ya brillantes cifras de su antecesora, pues disfruta de una aceleración de 0 a 100 km/h en sólo 6,9 segundos y de una velocidad máxima de 228 km/h.

El motor del Cupra 2013 es un pequeño turbogasolina de 4 cilindros y 1,4 litros, dotado de doble árbol de levas en la culata, 4 válvulas por cilindro, inyección directa, turbocompresor e intercooler. Ofrece una potencia máxima de 180 CV y un elevado par de empuje que alcanza el valor máximo a sólo 2.000 rpm y lo mantiene hasta las 4.500 rpm.

Cilindrada: 1.390 cc.
Potencia máxima: 180 CV/132 kW a 6.200 rpm
Par máximo: 250 Newton por metro entre 2.000 y 4.500 rpm

El motor 1.4 TSI va acoplado de serie a la caja de cambios automática de doble embrague DSG de siete velocidades del grupo Volkswagen. Cuenta con unas relaciones bien escalonadas y unos intervalos de cambio realmente cortos, muy apropiados para el carácter deportivo del Cupra. Los cambios de marcha también se puede realizar de forma secuencial mediante la palanca situada en el túnel central o accionando las levas del volante.

El consumo medio homologado por Seat se sitúa en 5,9 litros a los 100 km y en nuestra prueba hemos medido 7,1 litros/100 km. Esta cifra es razonable para un coche de estas prestaciones, pero bastante más elevada que la homologada.
La versión Cupra está realizada sobre la variante de carrocería de 3 puertas, que en Seat denominan SC, y tiene una longitud de 4,01 metros, con una anchura de 1,69 m y una altura de 1,42 m.

Está homologado para 5 plazas, aunque el acceso a las posteriores es engorroso y la central trasera es incómoda.

Los tarados y reglajes de la suspensión son claramente deportivos. Los muelles y amortiguadores tienen unos tarados duros y además la carrocería está 15 mm más baja. Estos ajustes disminuyen la inclinación lateral del coche y rebajan el centro de gravedad, dos aspectos que inciden de manera positiva en la dinámica de conducción, especialmente a la hora de trazar curvas.

El diferencial electrónico autoblocante XDS disminuye el subviraje, que es la tendencia que tienen los tracción delantera a girar menos de lo que marca la dirección, y mejora el comportamiento en curvas cerradas. El XDS optimiza la capacidad de tracción del coche al frenar la rueda que pierde adherencia. Trabaja de forma conjunta con el control electrónico de estabilidad ESC y proporciona al coche una extraordinaria agilidad.

Su tamaño le permite circular con soltura por las ciudades, aunque el cambio DSG es un poco brusco de reacciones en maniobras a baja velocidad. Conviene extremar las precauciones y acelerar con mucha suavidad para evitar sustos.

Cuando el motor trabaja a regímenes elevados, el sonido llega con claridad al habitáculo, lo que puede resultar molesto en viajes largos. Si elegimos el programa S, que es el más deportivo, la sonoridad aumenta y es evidente en todo momento.

De serie se ofrece la práctica función de arranque en pendientes.

Las llantas de aleación de 17 pulgadas de diámetro son de diseño exclusivo y se combinan con unos neumáticos de perfil bajo y medidas 215/40. El sistema de frenos se ha dimensionado para asegurar una respuesta eficaz en cualquier circunstancia.

La rejilla frontal se ha alargado y hay tomas de aire adicionales, adaptadas a las mayores necesidades de refrigeración del motor y que contribuyen al aspecto agresivo del Cupra. El frontal se completa con unos faros bi-xenon con luces LED de día de serie. Los espejos exteriores van en color negro brillante en contraste con la carrocería.

La potente zaga incluye un paragolpes más ancho que enmarca un difusor aerodinámico de gran tamaño en negro mate y muestra una salida del tubo de escape en forma trapezoidal.

En el interior se han montado unos asientos de diseño deportivo que ofrecen una gran sujeción y un destacable confort.

Precio: 22.600 €
Pintura metalizada: 379 €

0 comentarios