Carolina Ramírez Sarmiento

Todo lo que puedo decir es que me encanta el Buen Rock, antiguo, y bello como ninguno